¿qué es el informe vehículo de la DGT?

informe-vehiculo-dgt

Hasta hace bien poco comprar un coche de segunda mano podía representar una carga al desconocer la situación real del vehículo que íbamos a comprar. Hoy, con los medios a nuestro alcance es casi obligatorio pedir un informe de la DGT de antecedentes del vehículo. De esta forma evitarás sorpresas, y estarás seguro de poder realizar el cambio de titularidad o transferencia del vehículo que has decidido comprar, sin ningún problema.

¿dónde puedes obtenerlo? ¿cómo? y… ¿hay que pagar alguna cantidad?

Hoy por hoy es posible solicitar dos tipos de informes, el reducido y el detallado del vehículo.

El informe reducido del vehículo de la DGT lo puedes pedir por internet con la matrícula y un certificado digital. No cuesta nada y nos mostrará: matrícula, modelo, fecha de primera matriculación, combustible y estado. El único problema que puedes encontrar es el de tener o no tener ese certificado digital.

El “estado” nos mostrará si tiene o no incidencias. Si el informe nos señala “sin incidencias” se puede hacer el cambio de titularidad sin problemas, aunque no queda del todo claro, porque la DGT añade “antes de adquirir el vehículo se recomienda la obtención de un informe completo del mismo a fin de verificar la existencia de embargos, precintos, procedimientos concursales o cualquier otra carga de naturaleza administrativa o judicial. (…)”

Por el contrario en determinados casos “con incidencias”, aunque la DGT así lo señala en su informe reducido, si es posible hacer el cambio de titularidad: vehículos sin ITV, sin seguro, anotaciones caducadas de exención de impuestos, o vehículos con embargo o precinto, siempre que el comprador lo asuma firmando un documento de consentimiento informado.

Nuestra recomendación es que solicites el Informe detallado del vehículo, que aporta mayor información y seguridad. Si lo solicitas en un gestor colegiado administrativo, éste, lo interpretará por ti y si hay alguna incidencia que pueda plantear dudas en cuanto a la viabilidad del cambio de titularidad, lo consultará directamente en tráfico lo que te ahorrará sobretodo tiempo y esperas.

Otra opción es solicitar el informe de forma presencial. Es necesario cita previa y debes acudir con tu DNI y el impreso de solicitud de informe cumplimentado.

Situados en la cabecera del informe verás unos iconos cuadrados. Un círculo dentro del icono con una marca de verificación en blanco sobre fondo verde indica que ese apartado está OK! Un símbolo triangular con un signo de admiración impreso sobre fondo amarillo, indica que existe algún problema. Esto último no supone siempre que no pueda hacerse la transferencia del vehículo, como indicamos anteriormente.

Cuando la incidencia es denegatoria no podrá realizarse la transmisión del vehículo: reserva de dominio, impago del impuesto de circulación, anotación de exención de impuestos no caducada, baja, robo, etc…

informe_vehiculo_dgt

Una vez dentro del informe revisa:

Datos del titular

Mira si el nombre del titular corresponde con el del vendedor. Cotéjalo además con la documentación del vehículo. Presta mucha atención a si existen “cotitulares”. Pues ellos deberán firmar el contrato de compraventa y el impreso de cambio de titularidad y el mandato si una gestoría de vehiculos se encarga de realizar el trámite.

Identificación del vehículo

¿Coinciden los datos del vehículo con los de la copia de la ficha técnica que hemos pedido previamente al propietario? Si es de Renting se indica en este apartado.

“domicilio del vehículo” informa del municipio en el que se paga actualmente el impuesto de circulación (IVTM)

Gravámenes y cargas

Comprobaremos si existe inscripción de limitación de disposición del vehículo en el Registro de Bienes Inmuebles, reserva de dominio, leasing, renting, hipoteca inmobiliaria, embargo o precinto.

Como hemos señalado, en otras ocasiones, cualquier inscripción de limitación de disposición impide el cambio de titularidad. Por tanto hay que cancelar la inscripción en el Registro donde esté inscrita.

En los casos de embargo o precinto, si el comprador firma un documento de consentimiento informado, es posible realizar la transferencia del vehículo.

Seguro

Se indica que el vehículo esta asegurado y la compañía aseguradora.

Historial de titulares

En este apartado podremos conocer cuantas veces ha cambiado de titular el vehículo y la fecha de la última transferencia. Muchas transferencias, la última fue recientemente, pregunta por el motivo. ¿tiene algún problema el vehículo? ¿algún vicio que no se ve?

Historial de inspecciones técnicas

Para llevar a buen fin la transferencia del vehículo no es necesario que la ITV esté vigente, sin embargo convendría tenerla pasada y en vigor a la hora de adquirir el vehículo.

Podrás comprobar las ITv que ha pasado el vehículo, si su resultado fue favorable y nos mostrará también los kilómetros que tiene.

Historial de lectura del cuentakilómetros

Aunque este dato sólo se apunta en las inspecciones desde 2013, es un dato que nos dará muchas pistas para conocer si el cuentakilómetros se ha manipulado o no. Sin embargo la DGT no se hace responsable de la veracidad de las lecturas de kilómetros del informe ya que son proporcionadas por empresas ajenas.

Historial de bajas

Si alguna vez se dio de baja el vehículo, pregunta por qué y durante cuanto tiempo. Si fue dado de baja por un Centro de Tratamiento de Vehículos no podrá circular, ni se podrá transferir ya que fue dado de baja de acuerdo a criterios medioambientales.

Vehículo con denegatoria

Si aparece este detalle, pregunta a la DGT por el detalle. Si no se elimina la incidencia en el Registro no podrá realizarse el cambio de titularidad.

IVTM (Impuesto sobre vehículos de tracción mecanica)

Indica si no está pagado. Si no está pagado el impuesto del año anterior al trámite no podrá hacerse la transferencia.

Información medioambiental

Conoceremos aquí el tipo de combustible, el tipo de alimentación, la categoría del vehículo en caso de ser eléctrico, el consumo y la autonomía, del vehículo.

Seguridad

Finalmente, de acuerdo al NCAP (programa europeo de evaluación de vehículos nuevos) podremos conocer el nivel de seguridad.

¿Te ha gustado?

Artículos Relacionados

Dejar un comentario

Inicia sesión para dejar un comentario.