Cómo elegir bien a la hora de comprar un coche usado

Si estás pensando comprar un coche, este es probablemente uno de los mejores momentos del año, sobre todo si lo que prefieres es un coche usado ya que seguramente ahorrarás a partir de septiembre mucho más en el impuesto de matriculación con la llegada del protocolo WLPT.

 

Sin embargo, es imprescindible chequear varios aspectos del coche que te interesa para evitar problemas que puedan surgir al poco de comprarlo. Realizar una revisión del coche que vas a comprar es algo normal y necesario, aunque a algunos vendedores no les gusta por distintos motivos; puede ser que simplemente no les gusta la sensación que no se fíen de ellos. El realizar este chequeo te dará mucha más seguridad a la hora de comprarlo.

 

Mirar bien los frenos

 

Uno de las partes más importantes de un vehículo (con permiso del motor de arranque) son los frenos, tienes que estar atento que no se encienda nada en el panel de control que indique algún problema del ABS o ESP. Puedes probar el propio vehículo para ver si frena correctamente.

 

Motor, el alma del coche

 

Como decíamos, el motor es la parte que más atención debes prestar ya que cualquier problema con él puede llevarnos a pagar casi lo mismo que nos costó el coche por un recambio / arreglo en un taller. Comprueba por tanto que el coche arranca y puedes realizar maniobras sin que el motor presente ningún problema aparente.

 

Fiarse del vendedor

 

Al realizar un contrato de compraventa ambas partes se aseguran que el coche está libre de cargas. El problema es si el coche tiene algún problema que no sea visible y que lo presente de vez en cuando y lo detectes una vez ya hayas adquirido el coche. Lo que mucha gente no sabe es que la ley ampara al comprador y es que siempre y cuando esos problemas sean anteriores al momento de la compra se puede reclamar. Existen dos tipos de garantías en función de si el coche se adquiere a un particular o a un profesional. En el primer caso, cuando la compra se realiza a un particular, es el propio Código Civil en sus artículos 1461 y 1484 el encargado de establecer el marco de la garantía.

 

Neumáticos

 

Uno de los puntos negros cuando se compra un coche usado son los neumáticos. Algunos están muy desgastados, pueden tener problemas de suspensión o pequeñas grietas. Sin duda uno de lo más importante a revisar antes de comprar un coche usado.

 

Iluminación

Todos los elementos de iluminación del vehículo deben funcionar correctamente, tanto las luces de posición, las largas, antiniebla e intermitentes. Su mal funcionamiento puede deberse a la bombilla o que uno de los fusibles esté fundido, sin embargo es imprescindible que todo esté funcionando correctamente ya que de otra forma no sólo pondremos en peligro nuestra seguridad y la de otros sino que nos arriesgaremos a que nos multen.

Una vez realizados todos estos pasos realiza tus trámites con Tramicar, incluídos el informe DGT que recibirás casi al instante en tan sólo 20 minutos.

¿Te ha gustado?

Artículos Relacionados

Dejar un comentario

Inicia sesión para dejar un comentario.