¿Qué cubre mi seguro de coche a terceros?

Existen infinidad de seguros para automóviles y cada uno de ellos incorpora unas ventajas distintas. Por esa razón, debemos tener claro qué seguro contratar antes de dar el dinero así como así.

Hoy desde Tramicar queremos adentraros en el mundo de los seguros de coches y os explicaremos el conocido “seguro a terceros”.

¿Qué es un seguro de coche a terceros?

Hay que saber que, por ley, es obligatorio que todos los vehículos que circulen por España tengan contratado un seguro, ya sea a terceros o a todo riesgo.

El seguro a terceros se caracteriza por ser la opción más económica (y también más básica). En su esencia se trata de un Seguro de Responsabilidad Civil obligatorio para automóviles.

¿Qué cobertura ofrece este tipo de seguro?

Si desafortunadamente tienes un accidente y eres responsable del mismo, el seguro a terceros se hará cargo de los daños personales y materiales provocados a los otros implicados en el siniestro.

Cuando hablamos de daños materiales nos referimos a los desperfectos causados a otros coches, así como a daños en el patrimonio (como son las farolas, muros o bancos) y, por último, en caso de haber atropellado algún animal, este tipo de seguro también lo cubre.

En el caso de daños personales, este tipo de seguro responde ante lesiones causadas a las personas implicadas en el accidente, siendo pasajeros de cualquiera de los vehículos- excluyendo al conductor del coche implicado – o peatones.

¿Cómo funciona?

Como ya sabéis, este tipo de seguro responde ante daños materiales y personales, pero en cualquier caso se establecen unos límites de importe máximo para cada uno de ellos.

Independientemente del número de víctimas, el importe máximo por el accidente será de 70 millones de euros para daños personales y de 15 millones de euros de indemnización por daños materiales.

Te puede interesar ✅  Matrículas provisionales: ¿qué son y cómo las solicito?

Por eso, te recomendamos que antes de contratar un seguro, conozcas muy bien todas las condiciones y cómo te puede afectar esto en caso de tener un accidente. Como bien dicen, en ocasiones lo barato sale caro…

Seguro a terceros ampliados, ¿en qué consiste?

El Seguro a Terceros Ampliado es un documento que se acerca más a un seguro a Todo Riesgo y, a través de él, puedes contratar más prestaciones que te ofrecen la posibilidad de proteger tu coche. Como es lógico, cada prestación de más que contrates significará que el precio inicial aumentará.

¿Qué puedes contratar? Rotura de lunas, robo, incendio o explosión, gestión de defensa y multas, retirada de carné de conducir… Además, como hemos indicado anteriormente, el conductor del vehículo con un seguro a terceros que haya sido el causante del accidente, en ningún caso recibirá una indemnización, por lo que, nosotros te recomendamos ampliar este tipo de seguro y contratar un Seguro del Conductor en la póliza.

Asimismo, el seguro a Terceros Ampliado te da la opción de contratar una serie de coberturas conocidas como “especiales” como puede ser que la compañía de tu póliza te facilite un vehículo de sustitución mientras no puedas disfrutar de tu coche porque está en el taller.

En definitiva, si estás pensando en comprarte un coche nuevo no olvides informarte muy bien de lo qué estás contratando, ¡así no te llevarás sustos! Además, si quieres cambiar tu actual coche, puedes gestionar la compraventa de tu coche ¡sin moverte de casa y completamente online!

Artículos Relacionados

Dejar un comentario

Inicia sesión para dejar un comentario.